Como empresa especializada en mamparas de baño en Madrid somos conscientes de que todavía existen muchas personas que ha optado por instalar en sus casas una cortina de ducha, en lugar de una cómoda mampara. Como ya hemos visto anteriormente son muchos los tipos de mamparas que existen entre las que puedes elegir en función de cuáles sean tus necesidades y las características de tu baño. Sin embargo, queremos establecer una comparativa entre las dos soluciones de las que hablamos, mampara y cortina, para qué tengas toda la información necesaria antes de elegir.

Desde el punto de vista del diseño y la estética, sin duda una mampara sale ganando siempre. No es nada buena la sensación de entrar a un baño y que cuelgue junto a la bañera una cortina de plástico, por mucho que en los últimos años se ha intentado mejorar su diseño. Además, las cortinas quitan mucha luz y parece que el baño es mucho menos luminoso. De la misma manera, las mamparas por su forma y materiales consiguen dar sensación de amplitud.

Otra de las características que valoran muy positivamente los clientes de nuestra empresa de mamparas de baño en Madrid es la comodidad, ya que con las mamparas el agua no termina derramada por el suelo del cuarto de baño. Además, una cortina jamás te durará en buen estado el mismo tiempo que una mampara. El plástico de la cortina se deteriorará como mucho a los 4 años, mientras una mampara puede durarte perfectamente dos décadas.

Si quieres conocer en profundidad todas las ventajas que te ofrecen las mamparas de ducha, ven a MaviGlas S.A.